El taller es donde empieza todo, donde una joya se imagina, se dibuja y al final se crea; mi refugio, donde el tiempo pasa sin darme cuenta y donde el trabajo se hace realidad.

Es el lugar donde una joya hecha a mano coge vida. Horas de trabajo sobre un metal, cortándolo, limándolo, dándole forma y parte de tu carácter, para al final exponerlo, mostrarlo y enseñarlo, pero ya como una joya única.

Y por supuesto, qué mejor forma de acompañar un buen metal que una gema. La variedad de sus colores, así como el poder combinarlas y mezclarlas, es siempre para mí un proceso fascinante a la vez que sorprendente.

De algo que en principio es una idea, nace un pendiente, un collar, una pulsera, que hará que cualquier mujer se sienta más guapa, especial y diferente.

Eso es lo que intento, marcar la diferencia; que destaque el trabajo hecho a mano, donde la imperfección es la perfección, donde la naturaleza manda y donde la imaginación y la habilidad crean algo único e irrepetible.

Por eso he creado la firma NOEVS. Joyas artesanales donde la calidad de sus materiales y el cuidado de su elaboración son fundamentales. Donde siempre se resalta ese trabajo exclusivo hecho a mano y de gran dedicación en cada joya. Todas tienen alma, desde la más compleja a la más simple, todas tienen su propia luz y todas están esperando a encontrar su dueño ideal.